OLIVENZA MI ESENCIA 2 Iglesia de Sta. Mª del Catillo Árbol genealógico de María y Jesús

En madera tallada y policromada se representa el árbol genealógico de María y Jesús con una altura de 10,29m, motivo inspirado en la profecía de Isaías: “brotará un retoño del tronco de Jessé”, conocido en la Historia del Arte desde el siglo XII, abandonado en Europa como consecuencia de la Reforma y retomado en la península ibérica con más fuerza durante la contrarreforma. Bajo sus raíces descansa Jessé, el padre de David. De él, parte un tronco robusto con seis ramas sobre las que aparecen las figuras, en este caso no identificadas, de doce reyes de la casa de Judá. El árbol se remata con una mandorla que encierra la imagen de María y el Niño. Si la fecha y firma que aparecen en su base, “Reno 1774″, corresponden a su ejecución, se trataría de uno de los ejemplares tardíos, pues las fechas de florecimiento de este tipo de retablo corresponden a finales del XVI y principios del XVII.

OLIVENZA MI ESENCIA 2 Iglesia de Sta. Mª del Castillo Interior

Interior: La visión general de la traza interior de este templo muestra factura de un renacimiento tardío y presenta las características de las denominadas “iglesias-salón” por disponer sus tres naves a la misma altura. Contrastan con la sencillez tardorrenacentista de su traza general los añadidos posteriores de azulejería y retablos.

En cuanto a los azulejos, existen paneles del XVII, donde predomina el tipo “maçaroca”, en las naves laterales. En el altar mayor puede observarse azulejería historiada (S. XVIII) reproduciendo motivos de Josué: la toma de Jericó y la Defensa de Gabaón.

LA OLIVENZA MEDIEVAL 2 Puerta de San Sebastian

En esta fotografía es de la Ciudadela medieval del siglo XIV. Esta es la entrada de San Sebastan reconstruida con su foso. Da paso a la plaza de Sta. Mª es una de las cuatro puertas y que se conservan sólo tres. Olivenza a mediados del siglo XIII era tierra castellana y a finales de ese siglo en 1297 pasó a se de Portugal por el tratado de Alcañices.  Al fondo  la Iglesia de Stª Maria  del Castillo

El rey D. Dinis, mandó en 1306 construir la primera muralla. La piedra fundacional la puso Pero Lourenço do Rego y a partir de 1309 la Orden de Avis dio a las obras el impulso definitivo.

El Casco antiguo de Olivenza reproduce la estructura original de las bastides: un cuadrilátero con cuatro puertas, cortado por dos calles perpendiculares que se cruzan en el centro. Todo el conjunto, en sentido E/O, se proyecta emblemáticamente contra la frontera.

Con muros de 3 m. de ancho y 12 de altura, el conjunto tenía un total de 14 torres; albarrana la del ángulo más expuesto. En cada cortina se abría una puerta, fortificada con torreones macizos. Se conservan dos de ellas: Alconchel y Los Ángeles, de torres semicirculares. La Puerta de la Gracia sólo mantiene el arco, habiendo perdido sus torres de base cuadrada. La antigua puerta de San Sebastián, en el lado norte, se derribó por proposición de 25 de enero de 1854, ante el Ayuntamiento Pleno dado su estado de ruina inminente. Hoy en día existe el proyecto de reconstrucción, estando levantada la base de su torre izquierda.

UNA ESPOSICIÓN MERIDIANA

Os quiero  presentar en este post una  de mis  exposiciones  de pintura  en este  caso dedicada  al  paisaje. La gran mayoría  de  las pinturas  están pintadas  al óleo y algunas   pinturas  están  realizadas  a pastel.  Unas están pintadas  en el estudio de  arte y otras  en concursos  de pintura al aire  libre.

Dos paisajes pintados al óleo  campo en Extremadura y el Peine al  viento En Donosti

IMG-20140202-WA0002

 

 

UNA EXPOSICIÓN MERIDIANA 

Guadalupe Echeverria, directora cultural de Donostia 2016, considera “fundamental que las exposiciones encuentren un público que no las entienda.” Tan paradójica  aseveración, que la propia directora califica de “teoría personal un tanto extraña”, descansa en el argumento de que si se les ayuda a esas personas, pondrán en marcha mecanismos personales de comprensión mediante los que acabarán, mal que bien, entendiendo la obra de arte. No parece que tan aventurada receta sea aplicable, por innecesaria, a la exposición de pintura del mes pasado a cargo de Mª Carmen Piriz. Sus cuadros, alejados sustancialmente de temáticas abstractas que, no obstante, sus pinceles han tentado, presentan motivos paisajísticos en los que predominan las tonalidades cálidas en suaves contrastes de luz.

Entiendo que la afirmación de la Sra. Echeverria debe contextualizarse en la contemplación de obras pictóricas abstractas en las que los mecanismos subconscientes que hayan “inspirado” al creador, difícilmente hallarán un eco interpretativo, dotado de caracteres objetivos, ya que se le exige una proyección desde su subconsciente, alejado probablemente de los tabúes, represiones, elaboraciones oníricas, etc… del autor en cuestión.

Por todo ello, nos congratulamos de que cuadros como los expuestos por Mª Carmen en el Centro Untzaga se limiten a presentarnos el mar, el campo, la montaña o esa calle de Eibar, bordeada de casas, que recordamos con tanta familiaridad. Y es que  el paradigma posmoderno en el que confluye nuestra actual visión del mundo, tiende a valorar la sensibilidad y la finura anímica que, proyectadas en el ámbito artístico, sea cual fuere la expresión concreta de éste, ayuda a elevarnos a arrobamientos, sean éstos efímeros o duraderos, remediadores de estragos “racionales” a los que pretenden encovarnos que si el Fondo Monetario Internacional, que si los vaivenes del Ibex 35 y otros hierbajos.

Seguramente, motivos de esta especie llevaron a Nietzsche a advertirnos con el aforismo extraído de “El caminante y su sombra”: “Hay que sufrir y trabajar mucho hasta dar con los colores, con el pincel y con el lienzo. E incluso entonces estaremos aún muy lejos de dominar el arte de vivir aunque, por lo menos, seremos dueños de nuestro propio taller.” O expresado con mayor contundencia: “Tenemos arte para no morir de la verdad.”

 

                                                                                     Jesús Arizabaleta Sanmiguel

                    Dia de la  inaguración en NoviembreDSC_0049
 Dos  calles  una de Olivenza y otra de Eibar mis dos  ciudades pintadas a pastelDSC_0043

 

Como de costumbre  , la prensa  y  revistas  culturales  toman nota  de lo que   acontece  en mi  ciudad

 

16994269  foto el diario vasco
Exposición de pintura de Mari Carmen Píriz en el Centro social

1393698294021

Noticia que salio en prensa del Diario Vasco

Microrrelato, “Extraño objeto”

Para el concurso de microrrelatos  del Circulo de Escritores.

EXTRAÑO  OBJETO

Juan y  su hermano se levantaron temprano  el día de Navidad y ilusionados fueron a mirar   en la  ventana  a  ver que  les  ha  dejado esa noche  el Olantzero , allí no había nada. De  repente  sonó el móvil:

-¡Juan soy  Pedro!  ¿Os ha  dejado algo el Olantzero?

-¡No,que  raro!  ¡Si nos hemos portado  bien este año!

La amatxo encendió la  radio, en primera noticia dijo:

  • Un extraño  objeto ha impactado en la cima de Arrate y ha  dejado un agujero de  4 kms.    atrapando en su interior  a Olantzero con su saco  lleno de  juguetes para los niños  eibarréses.